5/5/10

No más fraudes (o algo por el estilo)

Pertenezco a la inmensa minoría de personas que buscan su nombre (o en este caso, su seudónimo) en Google. Los resultados eran los de esperarse: blogs y comentarios en otros blogs. Entre los enlaces que se salen de ambos grupos, me llamó la atención una entrada en un foro titulada "No Mas Fraude (Chile)" (sic). Me sorprendió porque yo escribí y edité un cómic titulado "Dejémonos de Fraude" hace unos años y pensé que podía ser un proyecto parecido. Pero no. Un usuario chileno decidió compartir nuestro trabajo a través de unos enlaces de mediafire y cambiarnos la nacionalidad. 


No es la primera vez que alguien se toma el atrevimiento de subir a internet material de mi autoría. Por lo menos esta vez se trata de un trabajo que se distribuyó gratuitamente y que en realidad le pertenece al empleador. Lo que me llamó la atención es que: 
1) el usuario se tome el trabajo de re-publicar y subir unas páginas que están disponibles gratis y
2) ¿por qué nos cambió de nacionalidad y de título? y si lo va a hacer, ¿por qué incluye las portadas y la información bibliográfica que lo contradicen?
3) Finalmente, me parece muy divertido que un cómic sobre el fraude universitario haya sido víctima de este "atropello". Creo que la cultura de la piratería virtual ha generado un interés más por acumular información que por decodificarla, leerla y digerirla. Es claro que tenemos acceso a un millón de cosas pero que todavía nos falta adaptarnos a esos nuevos poderes maravillosos.

No quiero que esta entrada se interprete como una queja. Desde mi punto de vista, estas formas de distribución me dan más lectores y más impacto al mensaje. De hecho, no es la primera vez que este cómic es víctima de la piratería. Hace un tiempo se conseguían impresiones piratas en el centro: el set de 5 revistas se vendía  por $25.000. Un buen precio, ¿no?

No hay comentarios.:

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails